Mujer embarazada  casi muere  por supuesto  abuso de una   fiscal

Una queja administrativa  disciplinaria    en contra    de la  Fiscal  Anabellis  Jaén Herrera,  presentó  la  abogada Aleyda  Vanessa  Flores,  por  supuesto  abuso  en perjuicio de  una  ciudadana que  presentaba  un  embarazo de  alto  riesgo.

La Verdad  Panamá conoció que  el hecho  ocurrió el pasado 10 de junio, en medio  de  una  diligencia  de  allanamiento  y registro,  en la residencia de la  señora Ligia E. Bárcenas, en el corregimiento de  Guadalupe, distrito de La  Chorrera,  cuando la denunciante  fue aprehendida  por mantener un  frasco  con supuesta sustancia  ilícita.

De acuerdo  con la señora Ligia,  la sustancia encontrada  en su  casa  era incienso, respuesta  que  irritó  a la fiscal Anabellis Jaen quien le respondió  que  eso más  bien era  “piedra”  ordenando  su detención  inmediata,  ignorando   su condición de  salud por el  embarazo de alto riesgo  y presión  alta, al igual que los  indicios levantados  como  hallazgo casual.

Nos relata  la señora  Ligia  que  una  vez  aprehendida  y esposada  dentro del  vehículo policial, volvió  a indicarle  a la  fiscal  que no se sentía bien, a lo que hizo  caso omiso  una vez más; en el trayecto  al cuartel de policía su  estado de salud  empeora  al punto que  convulsiona,   lo que  obliga  a  llevarla  al  hospital Nicolás  Solano,  donde  el médico de turno le  notifica a las  unidades  policiales que la señora  debía  ser trasladada  de urgencia  al Hospital  Santo  Tomás, debido  a un cuadro  de preeclampsia  por  presión arterial  alta.

El drama  de  la  victima  en dos  vías, en  concepto  de  salud  y  de su libertad  comprometida no cesó  porque, al momento  de recibir  la compulsa de  copias  en la Fiscalía  de  Drogas  a las 4:30  de la tarde, la fiscal Itzel Ponce no ordena  la  libertad  inmediata,   muy por  el  contrario, la retiene  hasta las 9:50 de  la noche; 15  horas  después,  sumado  al hecho  de que  el análisis de la  supuesta  sustancia  ilícita  encontrada  en la casa  de la señora  Bárcenas  resultó  negativo  para  sustancia  ilícita (droga).

Lo paradójico  de todo esto  es  la  canastilla con ropa que  recibió la señora  Bárcenas,  de parte  del Ministerio  Público una  vez  tuvo  a  su bebé. Se especula  que fue un detalle  de la  fiscal.

La queja  administrativa  disciplinaria  se radicó  en la Fiscalía  Regional de  Panamá  Oeste y    de acuerdo con la  abogada  Aleyda  Flores  quedó  evidenciado el   abuso de autoridad, el mal procedimiento y  violación a los derechos humanos de la  señora Ligia  Bárcenas   por parte   de la Fiscal de Circuito Coordinadora de Litigación  Anabellis Jaen,  debido a que  la toma errónea de sus decisiones   por poco le cuesta la vida a la señora  e igualmente a su pequeño bebé que nació un mes antes de la fecha  prevista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *